El efecto Pigmalión o profecía autocumplida

Probablemente hayas oído hablar del efecto Pigmalión o la profecía autocumplida. ¿Sabías que este efecto afecta a tu vida más de lo que crees?

Los antiguos griegos dieron origen al sobrenombre del efecto Pigmalión a través de la leyenda mitológica de Ovidio. Según esta leyenda un escultor llamado Pigmalión se enamoró de Galatea, una de sus creaciones. Pigmalión estaba tan ciego de amor que trataba a la escultura como si fuera una mujer real. Finalmente por mediación de la diosa Afrodita, Galatea llegó a cobrar vida.

Autores como Rosenthal, Jacobson, Melton o Swap, han estudiado el fenómeno y han hecho varias revelaciones.

¿Qué es exactamente el efecto Pigmalión?

La profecía autocumplida o efecto Pigmalión es un suceso que puede llegar a cambiar a otra persona. Se trata de la expectativa que una persona tiene sobre alguien, que se ve reforzada con mensajes y  llega a hacerse real.

    

 

En función de las expectativas que tengas de una persona, tu manera de actuar y dirigirte a ella será diferente. Por el contrario si no confías en que pueda conseguir sus objetivos, no le darás tantos mensajes de apoyo.

Por tanto, tus expectativas y la confianza que tengas en tu pareja contribuirán en cierta medida a su éxito o fracaso. Si esperas algo bueno, si confías en esa persona, le motivarás hacia el éxito y conseguirás infundirle seguridad y confianza.

Todo se debe a la creencia de quien lo predice y la forma en que actúa según lo que juzga. La otra persona va absorbiendo progresivamente esta información hasta considerarla real y sentirse como se pronosticó.

Esto puede ocurrir en sentido positivo elevando la autoestima y alcanzando grandes logros. También puede ocurrir al contrario y afectar negativamente haciendo que la autoestima baje. Es aquí cuando el comportamiento que podría llevar al éxito se extingue dando paso al comportamiento no deseado. El efecto Pigmalión es un efecto rebote de una predicción que una vez hecha pasa a convertirse en realidad.

¿En qué aspectos de la vida nos puede afectar el efecto Pigmalión?

El Efecto Pigmalión en el ámbito educativo

El efecto Pigmalión se ha estudiado bastante en el ámbito educativo. Se ha comprobado que las predicciones de los maestros han hecho cierta la profecía autocumplida en muchos de sus alumnos.

Suele darse cuando un profesor prevé si un alumno va a tener éxito o fracaso. Al comunicárselo, el alumno cree la valoración de tal modo que acaba haciéndose real, fuera verdadera o no la predicción.

Por ejemplo, si un profesor selecciona cuatro alumnos al azar, independientemente de su historial académico y su rendimiento, enfatiza que serán unos alumnos exitosos y se comporta con ellos de acuerdo a tal hipótesis, esto será así.

Los alumnos absorberán como una esponja todas las valoraciones que se hacen de ellos. Las tomarán por ciertas sintiendo que es así y actuando como tal. Entonces, estos cuatro alumnos superarán con éxito sus estudios.

Confía en la superación de tus alumnos y seguramente sus resultados mejorarán.

El Efecto Pigmalión en el ámbito Laboral

En el ámbito laboral ocurre lo mismo y muchos empleados se ven afectados por ello. Todo jefe tiene una concepción a priori de cada uno de sus empleados e inconscientemente les tratan según ese patrón.

Si un jefe o compañero considera que un trabajador no va a rendir lo suficiente o no va a desempeñar convenientemente su trabajo, le transmitirá esta sensación, frenará su progreso y efectivamente su rendimiento será el esperado, aún esto es mayor si el empleado recibe continuas críticas o se cuestiona su trabajo.

Para favorecer a la empresa y al propio trabajador, lo más provechoso sería tener fe en él. Así como reforzar sus progresos por pequeños que sean y transmitirle alientos de superación.

Da una oportunidad a tus empleados y confía en ellos. Seguramente el efecto Pigmalión actuará en beneficio del trabajador y de la empresa.

El Efecto Pigmalión en el ámbito Social

En todos los grupos sociales se instauran normas culturales que responden a un patrón implícito. Estas ideas definen el comportamiento de todos nosotros. Aprendemos por imitación y absorbemos información que nos impulsa a actuar como creemos que es de esperar según lo establecido.

Por ejemplo, solemos asociar a las mujeres comportamientos delicados, sentimentalismo o afán por la belleza. Por el contrario relacionamos formas más rudas, actitudes protectoras y poca muestra de sentimientos a los hombres.

¿Y si vivieras en la sociedad del medievo o en lugar de vivir aquí y ahora? ¿A qué patrones responderías según lo que esperan de ti?

Si cambia la perspectiva sociocultural modificamos nuestras actitudes.

Las pretensiones sociales profetizan cómo hemos de ser según la situación social en que nos encontremos. A veces las etiquetas sociales constituyen a las personas.

El Efecto Pigmalión en el ámbito Personal

El efecto Pigmalión es uno de los mayores influyentes en el desarrollo personal. Día a día nos comportamos según la imagen que creemos que tienen los demás sobre nosotros. Como consecuencia adquirimos un rol para responder acorde a esa percepción.

Si calificas a un compañero, familiar o amigo de descuidado y actúas en base a esa consideración, lo estarás reforzando. Como consecuencia, la otra persona creerá fielmente que así es y no se preocupará por mejorar.

Sin embargo, si a esa misma persona le comunicas con frecuencia lo responsable que es, se esforzará en no defraudarte y en mantener la visión que tienes de ella.

Lo que esperas de una persona (positivo o negativo) hace que te comportes de manera diferente en tu relación con ella. Por ejemplo, si estás convencido de que tu pareja puede aprobar las oposiciones, le animarás y le dirás cosas como: “Ánimo, tu puedes conseguirlo, confía en ti, te estás preparando para esto y puedes lograrlo” y además le ayudarás haciendo la cena, arreglando la casa o yendo a la compra para que no pierda el tiempo ni se distraiga de sus estudios.

A través de del efecto Pigmalión nos comportamos, en mayor o menor medida, tal y como profetizan los demás. Impulsar la propia confianza a partir de terceros o por nosotros mismos es determinante para ser lo que somos. Así desarrollaremos las cualidades positivas y desecharemos el temor de tener cualidades desagradables.

¿Cómo salir del efecto Pigmalión?

Algunos consejos para que la temida profecía autocumplida no te limite

Replantéate las expectativas en tu beneficio.

Cambia la perspectiva. No podemos ver lo que no existe. Cuando quieras alcanzar algo no veas obstáculos, observa el camino libre y fácil de andar.

Refuerza tu propia conducta y no permitas que te afecten las conductas de otras personas.

Busca razones por pequeñas que sean para autoafirmarte y lograr la creencia deseada.

Crea un clima emocional favorable contigo mismo y con los de tu alrededor.

Cree en lo que quieres y lo crearás.

Desafíate y desafía a los demás.

Tú puedes cambiar lo que quieras. Aprovecha y utiliza el efecto Pigmalión beneficiosamente. Trata a una persona como crees que puede llegar a ser y se convertirá en ello. Confía en lo que tú puedes llegar a ser y lo conseguirás.

“Tanto si usted cree que puede, como si cree que no puede, está en lo cierto” (Henry Ford).

Conviértete en el efecto Pigmalión de alguien

¿Alguna vez has sentido que una persona confía en ti más de lo que tú mismo  haces?

Se trata de esa persona que te anima a seguir adelante. Te impulsa a que confíes en tus capacidades de superación. Elogia tú habilidad para seguir aprendiendo y enfrentándote a retos y hace que saques lo mejor de ti mismo. Si ahora mismo tienes alguna persona en mente… ¡enhorabuena! Tienes un Pigmalión.

Es muy posible que en alguna ocasión hayas tenido ese apoyo y motivación en tu vida. Intenta recordar quién te ha dado apoyo y ánimo. Quién ha confiado en ti y gracias a quién en algún momento te has esforzado para conseguir tus objetivos.

Puede que hayan sido tus padres, tus hermanos, algún profesor, un amigo… Puede que te hayan dado la confianza que necesitabas sin que hayas sido consciente de ello.

De igual forma tú puedes convertirte en el efecto Pigmalión de las personas que te rodean. De tus hijos, amigos, compañeros de trabajo, etc. Para lograrlo puedes animar, apoyar y reforzar a los tuyos para que consigan sus metas. No se trata de dar falsas esperanzas, decir lo que la persona quiere escuchar o generar falsas expectativas.

Consiste en demostrar que confías en sus capacidades y en su esfuerzo para conseguir lo que se propone. Que el camino puede ser difícil pero que el trabajo merece la pena. Piensa en qué situación se encuentra esa persona y en qué puedes decir o hacer tú para motivarle.

Y si no salen las cosas como se esperaba no hay por qué tirar la toalla, se puede seguir intentando. Se pueden buscar otras alternativas o caminos, pero siempre estarás detrás para ayudarle y animarle.

Es muy posible que esta persona no sea capaz de ver su propio potencial. Que se haya metido en la espiral del “no puedo”  y se sienta sola. Sin embargo, gracias a tus palabras de ánimo le infundirás el valor necesario para seguir intentándolo.

Te animo a convertirte en el efecto Pigmalión de alguien. No sólo por el efecto positivo que vas a tener en esa persona y en su vida. Sino porque va a contribuir a mejorar esa relación. Además el bienestar que vas a sentir al ayudar a alguien es un sentimiento que merece el esfuerzo.

Espíritu Alma Hombre.

Espíritu Alma Hombre. Todos estos términos se pueden ver utilizados muy entremezclados que lo único que conlleva es a la confusión verdadera de su terminología y su entendimiento.

Nosotros, que somos seres espirituales debemos aclarar, conocer y diferenciar todos estos términos, por ello aquí Intentare acláralo.

En la filosofía espiritual, se dice «que el hombre es un espíritu que habita en un cuerpo y que tiene un alma».

Pero en realidad el Espíritu propiamente dicho es la energía que necesita nuestra alma para que el vehículo se pueda trasladar, en otras palabras el espíritu es el coche del alma a través de las otras dimensiones y el cuerpo físico es el coche de nuestra alma en esta vida, es decir después de la muerte desaparece el cuerpo como vehículo del alma en esta vida (en esta dimensión) y después de la muerte es el espíritu, que no es más que la energía, es el que se encarga de mover al alma a través de todas las dimensiones.

El espíritu por tanto es la parte de la energía inmortal y eterna, que acompañara siempre al alma.

Es decir, el espíritu es la energía eterna e inextinguible que acompaña y hace de vehículo al alma, como si fuera con un gran dínamo.

Por lo tanto, el hombre es un cuerpo sutil encarnado en un cuerpo físico en esta 3ª dimensión.

El alma, es la parte consciente de nuestro ser y utiliza el espíritu como vehículo energético para transportarla por las distintas dimensiones de nuestro cuerpo sutil. Y así llega a la parte más densa cómo es nuestra 3ª dimensión donde el espíritu utiliza un cuerpo para que pueda manifestarse es esta 3ª dimensión.

Cuando un sujeto tiene pena o sufre un estado de profunda tristeza, generalmente es el alma la que está sintiendo esto. Lo que indica que nuestra alma puede reconducir nuestras emociones a través de la mente y de nuestro cuerpo.

De todas maneras, el objetivo máximo del ser humano consiste en ser conscientes de lo que realmente somos es decir ser conscientes de que nosotros somos parte de un cuerpo sutil y eso lo lograremos cuando seamos conscientes de nuestra propia alma.

Para lo cual es necesario cultivar el alma, dándole conciencia e inteligencia, actualizando su contenido y sentido de vida.

Pero también tenemos que ser conscientes de nuestro enemigo que es el ego y que se traduce como nuestra mente y que es como un animalito o niño pequeño, al cual debemos imponer nuestra voluntad y no ser nosotros los que obedezcamos a la parte animal.

En el ser humano, cuando el alma adquiere conciencia es cuando podemos actuar con las fuerzas de la naturaleza. La ley de la correspondencia dice, «como es arriba es abajo, como es abajo es arriba» o como dice la iglesia, » así como en la tierra es en el cielo.».

Si aplicamos esta ley universal, a este caso en particular, podemos afirmar, que todo lo que está dentro de nosotros, también está fuera y, por lo tanto, aquel que conquiste su naturaleza interna, alcanzará también el dominio de la externa.

Por otra parte, la alquimia, es el arte tradicional del ocultismo, enseña a transmutar los metales viles en oro. En el aspecto espiritual, esto simboliza la transmutación de las bajas pasiones en virtudes o dicho de otra manera transmutar vibraciones negativas en positivas y así poder alcanzar otras dimensiones.

La mente es el nombre más común del fenómeno emergente que es responsable del entendimiento, la capacidad de crear pensamientos, la creatividad, el aprendizaje, el raciocinio, la percepción, la emoción, la memoria, la imaginación y la voluntad, y otras habilidades cognitivas.

La mente integra diversas facultades del cerebro que permite reunir información, razonar y extraer conclusiones.

La mente es el freno o acelerador de nuestra conciencia es decir que siguiendo la ley de la atracción es un verdadero freno o es un genial potencial a tus atracciones.

Es decir, atraes lo que la mente piensa e imagina, sea bueno o malo.

Como ya sabes, atraes todo que piensas. No importa si eso es bueno o malo para ti: mientras le estés dedicando atención, energía y foco, y, por tanto, imaginando, eso es lo que atraerás.

Si piensas en falta de dinero, eso es lo que atraerás. Si piensas que nunca encontrarás un buen trabajo, eso es lo que atraerás. Y si piensas que una relación estable y duradera está en proceso de llegar eso es lo que atraerás.

Para bien o para mal atraes todo lo que piensas, todo aquello donde tu mente va dirigida tu atención, todo en lo que te enfoca. Y es por eso precisamente que la mente es tan importante para atraer resultados con la Ley de Atracción.

Pero por ese mismo motivo es imprescindible que aprendas a usarla bien para lograr lo que quieres.

¿Sabías que tu mente subconsciente no distingue entre un objeto real y otro que estás imaginando?

Eso es así porque tus pensamientos, emociones, sensaciones y vibraciones son exactamente las mismas cuando tienes algo frente a ti que cuando lo visualizas.

¡Imagina todo lo que tu mente puede atraer!

Pero para eso es muy importante que antes de ponerte a visualizar sepas qué quieres exactamente en tu vida, y aprendas a enfocarte en lo que sí quieres para no dedicar más tiempo a lo que quieres evitar.

Y para eso antes debes aprender a realizar afirmaciones.

Muchas personas atraen lo que no quieren porque imaginan constantemente todo lo que quieren evitar.

Y recuerda que el universo no procesar el “NO”, y que además atraes todo aquello en lo que te enfocas. Así que por mucho que te centres en lo que no quieres nada va a cambiar: eso es lo que atraerás.

Una vez uno entiende que tu mente es muy poderosa para bien o para atraer el mal, es cuando debes usar la visualización para lo positivo es decir para atraer a tu vida todo lo que quieres.

Por lo tanto, la conciencia es el amplio campo de acción en el que se mueve la mente, aunque también intervienen las impresiones y percepciones físicas, las emociones, las intuiciones, el mundo de la imaginación y las experiencias metafísicas.

De todas maneras a pesar que la conciencia es el “todo nuestro” es fácil por tanto pensar que también va influir en nuestra mente, pero como a su vez la mente es parte de nuestro cuerpo físico esto implicara que ciertas actuaciones no las podremos comprender y por eso simplemente las rechazaremos.

Nuestra alma se traslada con la energía del espíritu, que se introduce e incorpora en un cuerpo físico en esta 3ª dimensión, en donde la conciencia y alma es la sabiduría, es el conocimiento, es la identificación en otras dimensiones, es la luz y como tal nuestra alma es nuestra esencia y nuestro ser.

La luz, es la manifestación de nuestro ser que llamaremos alma, la cual se ilumina una vez que el espíritu queda activado por la energía.

Por otra parte, la conciencia puede ser individual o colectiva esto quiere decir que nosotros formamos parte de un todo. Es decir, nuestra conciencia pertenece a una red grupal o colectiva y este concepto también se le conoce como «archivos Akáshicos»; También la conciencia puede ser consciente o inconsciente luego Jung, la acuñó como inconsciente colectivo universal y hoy otras filosofías se le conoce como noosfera.

Así los conceptos de conciencia y alma, espíritu, mente y el cuerpo físico, van unidos solo en esta 3ª dimensión, sin embargo, después de la muerte la conciencia y alma, espíritu y la mente conciencial que forman parte del cuerpo sutil se trasladan a otra dimensión astral y la mente cerebral y el cuerpo físico desaparecen y se transforman en otro tipo de energía cíclica.

Miedos

El Miedo

El miedo es un sentimiento que nos protege y nos pone en preaviso ante una amenaza, pero también un freno que nos impide avanzar, que nos impide aprender, y que nos hace ver peligros allá donde realmente no los hay ¿Por qué reaccionamos así? ¿Se puede corregir esta “actitud”? La respuesta es afirmativa: con la ayuda del coaching se puede superar. ¿Te apuntas?

Miedos

¿Por qué tenemos miedo?El miedo es un reflejo instintivo que tenemos todos los seres humanos y que se puso en marcha mucho antes que el pensamiento racional. En términos biológicos, el miedo nos ha ayudado a sobrevivir y a defendernos de todo aquello que nos ha podido suponer una amenaza. Huir, atacar, ocultarnos,…son algunas de las herramientas de defensa que activamos cuando tenemos miedo.

miedos

Sin embargo, a medida que el mundo se vuelve cada vez más complejo, sentimos otro tipo de amenazas, que no son letales ni directas, pero que igualmente nos causan miedo. El objetivo es superarlo, ya que este “nuevo” tipo de miedo provoca que nuestras facultades intelectuales se bloqueen y que no seamos capaces de avanzar. La gran mayoría de veces se trata de inseguridad de lo desconocido y de falta de confianza en nosotros mismos y en nuestras capacidades. Para ayudarte a superarlos a conseguir todo lo que te propongas, existen una gran herramienta: el coaching.

Tu aliado

El coaching es una metodología que te ayudará a conseguir el máximo desarrollo personal y profesional y que generará en ti una profunda transformación. De la mano del coach personal, que será tu guía y acompañante en el proceso, vencerás tus miedos y lograrás vencer todos aquellos obstáculos que te estén impidiendo tu crecimiento personal, entre ellos el miedo.

A continuación, te propones cinco ejercicios muy sencillos para comenzar a vencer la inseguridad:

Céntrate en tus objetivos: cuando tenemos inseguridades, el miedo se aferra a ellas y nos impide ver más allá. Por eso, has de tener muy claro qué quieres conseguir, cuáles son tus objetivos y no perderlos nunca de vista. Piensa siempre en positivo, en aquello que te inspira y que te da energía.

Aumenta tu nivel de conciencia: sé consciente de tu mismo, de tus necesidades y de los valores que te llevarán a conseguir tu objetivo. Si éste no está en armonía con tus valores y tus necesidades, no te sentirás realizado aunque lo consigas. De hecho, la búsqueda de nuestros valores es una de las claves del coaching.

Divide tu objetivo en objetivos más factibles: es muy posible que te sientas abrumado por tus objetivos, ya que la gran mayoría de veces suelen ser ambiciosos y los vemos como algo muy lejano. Si eres capaz de desglosarlos en otros más pequeños y construir un plano de acción paso a paso y fase a fase recorrerás el camino con más seguridad y serás capaz de vencer el miedo.

Alimenta tu mente: los miedos que sentimos todos hoy en día son fruto de nuestras creencias, no son amenazas reales. La incertidumbre y la inseguridad que conlleva lanzarse a lo desconocido es lo que provoca el miedo. Una forma de minimizar estas creencias que nos limitan es abrir la mente y alimentarla con otro tipo de pensamientos, que pueden provenir de personas, libros, conferencias…

Actúa: es un paso muy sencillo, pero que cuesta mucho de dar. No obstante, es la mejor forma de plantarle cara al miedo y vencerlo. Actúa, aunque sea haciendo pequeñas acciones. Esto te ayudará que estés motivado y a que veas cómo progresas. Verás que eres capaz de superar muchos obstáculos de una manera fácil.

Vencer tus miedos es mucho más fácil de lo que crees y si lo haces con la ayuda del coaching, en poco tiempo verás grandes resultados en tu vida personal.

 

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: infórmate

Valores

Los valores

Toda persona tiene o debe desarrollar una ética profesional que defina la lealtad que le debe a su trabajo, profesión, empresa y compañeros de labor, esto se basa en los VALORES personales con los cuales la persona haya tenido en su infancia, a su vez por la experiencia que toma en el trascurrir de la vida. Teniendo en cuenta esto, surgen valores fundamentales en todo profesional, los cuales están ligados a su compromiso con la sociedad.

Todo profesional o ser humano que este ejerciendo algún tipo de profesión debe meditar en: «Es lo bueno, real o ideal, deseado o deseable para una persona y/o colectivo» ¿Estoy haciendo lo que debo hacer? ¿Estoy haciendo lo propio que beneficia a mi cliente, a mi patrón, a la sociedad, a la organización, a mi país, al planeta? Y consecuencialmente, ¿Estoy participando de lo que tengo derecho?. Queda en usted la decisión.

Hay tres factores generales que influyen en el individuo al tomar decisiones éticas o antiéticas. los cuales son:

valores34

1. Valores individuales – La actitud, experiencias y conocimientos del individuo y de la cultura en que se encuentra le ayudará a determinar qué es lo correcto o incorrecto de una acción.

2. Comportamiento y valores de otros – Las influencias buenas o malas de personas importantes en la vida del individuo, tales como los padres, amigos, compañeros, maestros, supervisores, líderes políticos y religiosos le dirigirán su comportamiento al tomar una decisión.

3. Código oficial de ética – Este código dirige el comportamiento ético del empleado, mientras que sin él podría tomar decisiones antiéticas.

VALORES FUNDAMENTALES

Honestidad – Aprender a conocer sus debilidades y limitaciones y dedicarse a tratar de superarlas, solicitando el consejo de sus compañeros de mayor experiencia.

Integridad – Defender sus creencias y valores, rechazando la hipocresía y la inescrupulosidad y no adoptar ni defender la filosofía de que el fin justifica los medios, echando a un lado sus principios.

Compromiso – Mantener sus promesas y cumplir con sus obligaciones y no justificar un incumplimiento o rehuir una responsabilidad.

Lealtad – Actuar honesta y sinceramente al ofrecer su apoyo, especialmente en la adversidad y rechazar las influencias indebidas y conflictos de interés.

Ecuanimidad – Ser imparcial, justo y ofrecer trato igual a los demás. Mantener su mente abierta, aceptar cambios y admitir sus errores cuando entiende que se ha equivocado.

Dedicación – Estar dispuesto a entregarse sin condición al cumplimiento del deber para con los demás con atención, cortesía y servicio.

Respeto – Demostrar respeto a la dignidad humana, la intimidad y el derecho a la libre determinación.

Responsabilidad ciudadana – Respetar, obedecer las leyes y tener conciencia social.

Excelencia – Ser diligentes, emprendedores y estar bien preparado para ejercer su labor con responsabilidad y eficacia.

Ejemplo – Ser modelo de honestidad y moral ética al asumir responsabilidades y al defender la verdad, ante todo.

Conducta intachable – La confianza de otros descansan en el ejemplo de conducta moral y ética irreprochable.

 

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: informate

Nada es lo que parece ser.

Nada es lo que parece ser, el ser humano percibe el mundo a través de sus cinco sentidos, vista, oído, olfato, gusto y tacto, todos ellos limitados a un rango específico de percepción, los sentidos transmiten al cerebro una serie de datos en forma de señales eléctricas y químicas que este interpreta y le da sentido a lo que se percibe, o sea que la realidad general pasa a ser relativa por la limitada percepción de los sentidos del hombre y luego al ser interpretada por el cerebro se transforma en subjetiva por el observador

El mapa no es el territorio. ¿Cómo observas la realidad?

Esta frase es una de la presuposiciones de la PNL (Programación Neuro Lingüística) y fue acuñada por Alfred Korzybski, cuya obra culminó en la fundación de la disciplina que llamó semántica general y proviene de una historia que probablemente es falsa, aunque ayuda a explicar muy bien el concepto que hay detrás. Parece ser que durante la Primera Guerra Mundial, él y su tropa cayeron en un accidente del terreno que no figuraba en los mapas lo cual tuvo consecuencias desastrosas.

¿ Que gafas llevas para ver la vida ?

Según Korzybsky los seres humanos están limitados en su conocimiento del mundo exterior por la estructura de su sistema nervioso y la estructura de sus lenguas. Es decir, que la lengua y nuestra fisiología limitan nuestro conocimiento del mundo.

Os quisiera poner un ejemplo de cómo la lengua puede influir en nuestra manera de pensar y de representar la realidad. En castellano decimos “rueda pinchada”, sin embargo, en inglés se describe el mismo hecho de una forma diferente “flat tire”, cuya traducción literal sería “rueda plana”. Es decir, en castellano se describe la causa mientras que en inglés simplemente se describe el hecho que se observa, osea, que la rueda está desinflada, pero eso no implica necesariamente que esté pinchada. Y seguro que podríamos encontrar muchos ejemplos como este que nos revelan que la estructura de una lengua nos determina, de una cierta forma, nuestra manera de pensar y de construirnos una representación de la realidad, ósea nuestro mapa.

Por otra parte, hay que tener en cuenta que nuestros sentidos reciben una cantidad tan brutal de estímulos que si no hubiera un cierto filtrado, nos colapsaríamos. Y si hay un filtrado significa que hay cosas que seleccionamos y, en consecuencia, hay otras muchas que descartamos, aunque ese proceso sea muchas veces inconsciente.

Nada es lo que parece ser, a continuación os propongo que miréis con atención el siguiente vídeo. Es un test de atención. ¿Aceptáis el reto que se plantea en el vídeo?. Los que ya no conozcáis lo podéis pasar.

        
¿Qué os ha parecido? ¿Sorprendente, no?

También hay otros tipos de filtros que condicionan esa manera en que percibimos la realidad. Por ejemplo:

a/ Filtros Bio-fisiológicos: Son aquellos que dependen de la fisiología particular de las personas. Es decir, las diferentes calidades de visión, audición, mayor o menor sensibilidad al ambiente, etc. Por ejemplo, está claro que un diatónico no percibe la misma realidad que el resto de las personas. O también es sabido que el margen de frecuencias que es capaz de percibir el oído humano es diferente según la edad que tenemos.

b/ Culturales: La pertenencia a una determinada cultura, nos permite “observar” la realidad de una determinada manera. Por ejemplo, eructar, en ciertas culturas no tiene el significado de “mala educación” que tiene en la nuestra.

c/ Individuales: Cada uno de nosotros en función de nuestros aprendizajes, experiencias pasadas, valores familiares, etc. reaccionamos frente al mundo de determinada manera. Por ejemplo, si en el pasado hemos sido educados en un entorno en el que la disciplina es un valor fundamental, ante una indisciplina reaccionaremos de una forma muy diferente que otra persona que se haya educado en otro tipo de entorno.

¿ Que ves una joven o una anciana ?

¿ La foto esta de frente o lateral ?

Consecuencias

Hemos visto que la capacidad de las personas para percibir la realidad del mundo es limitada. Sin embargo, ello no significa que sea inválida, sino que es parcial. Y ello conlleva una serie de consecuencias.

La primera es que podemos aceptar que todos los mapas son igualmente válidos pues responden a una percepción de la realidad, y para cada individuo es su realidad indiscutible. Ello conlleva un respeto mutuo hacia los mapas mentales de todas las personas, por muy diferentes que sean entre sí.

La segunda es que no hay mapas buenos o malos, correctos o incorrectos, sino mapas más o menos útiles. Cuanto más rico sea nuestro mapa, más opciones disponibles tendremos y más probabilidades de conseguir nuestros retos y objetivos tendremos.

Permitirme que lo explique con una metáfora. Está claro que si tengo que moverme por un terreno y dispongo sólo de un mapa con las carreteras me irá perfecto para ir con vehículo, pero no para viajar a pie o en bicicleta. Mientras que si mi mapa, ademas de las carreteras incluye los caminos, y me informa sobre la topografía del terreno me dará mas posibilidades para desplazarme, porque podré escoger ir en vehículo, bicicleta o coche. El mapa me dará más posibilidades de acción. No podríamos decir que el primer mapa sea incorrecto, sino que es menos completo y por lo tanto, menos útil que el segundo.

Aplicación a la vida cotidiana.

El conocer todo esto nos puede permitir entendernos y entender a los demás de una forma diferente. Por ejemplo, cuando nos decimos ” no entiendo cómo es posible que a esa persona haga,…” es que estamos interpretando el mundo desde nuestro mapa de la realidad y que pensamos que es el único posible. ¿Podría haber otro mapa posible? ¿Cual podría ser? Es decir, podríamos llegar entender ( aunque no lo compartamos) qué es lo que lleva a la otra persona a pensar como piensa? ¿Qué nos aporta el hecho de mirarlo como lo mira la otra persona? ¿Nos permite eso ampliar nuestro mapa?

Es muy probable esta mirada más amplia nos permita ver alguna posibilidad de acción que antes no veíamos, o quizás nos aporte más serenidad para afrontar la situación, lo cual siempre es positivo, ¿No?

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: infórmate

Motivación y acción

Motivación y acción y la motivación están íntimamente ligadas una con  la otra, las dos son necesarias si queremos tener éxito en cualquier área de nuestra vida. Si no estás motivado no vas a actuar y si no actúas estarás carente de  motivación.

Cuando queremos vender por internet, tenemos que tener muy en cuenta estos dos conceptos, y créeme esto es clave si quieres tener éxito en tu negocio en internet.  Siempre hablamos de tener éxito y tenemos que hacerlo porque para lograrlo solo tenemos que pensar en eso.

 Motivación-77

Cuál es tu Motivación

No importa que conozcas todas las herramientas para vender por internet, si no tienes una razón para hacerlo, un objetivo en tu vida, algo que te motive cada día a implementar las estrategia para desarrollar un negocio exitoso en internet, créeme, nada va a pasar.

Cuáles son tus Acciones

Por otro lado, si tienes muchas ganas  de hacer grandes cosas en tu vida, tienes grandes sueños, piensas que puedes ser exitoso, pero si no realizas las acciones necesarias para que esto suceda, volvemos a lo mismo, no pasa nada.

Motivación y Acción para Triunfar

Tienes que tener ambas cosas, tanto la motivación como la acción. Cuando decides vender por Internet tienes que considerar que tienes que aprender varias estrategias, dominar ciertos conceptos, aplicar ciertas técnicas. Para hacer todo esto tienes que establecer ciertos hábitos que te harán avanzar cada día, es decir, tienes que actuar.

Una vez que ya tienes el conocimiento y lo aplicas, tienes que saber para que lo estás haciendo, que es lo que quieres lograr, cuáles son tus razones. Esto que te digo es importante porque siempre habrá buenos y malos momentos, sin excepción, pero si tenemos bien definida nuestra motivación, será más fácil levantarnos y continuar. Es una buena manera de disminuir, lo mejor sería eliminar, las posibilidades de fracaso permanente.

Como puedes ver, para vender por internet necesitas una buena disciplina, para aprender lo necesario, una fuerte motivación para aguantar las subidas y bajadas en este tipo de negocios. Al final, la perseverancia siempre te llevara a conquistar tus sueños.

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: infórmate

Mejora tus objetivos

Mejora tus objetivos, para acometer cualquier objetivo o meta es importante conocer que evidencias tendrás que observar para saber que lo has conseguido. Es decir, cual es el destino de tu plan de acción. De la misma forma, no es menos importante conocer desde donde partes. Estarás de acuerdo conmigo que para llegar algún lugar, previamente necesitarás saber desde donde comienzan tus pasos ¿verdad?

Para ello podemos utilizar infinidad herramientas, en las que entre ellas, se encuentra el DAFO. El DAFO es una poderosa herramienta de autoconocimiento que todo emprendedor debe de realizar antes de acometer cualquier proyecto de emprendimiento.

El DAFO se puede aplicar tanto a nivel personal como a nivel empresarial y en ambos casos te dará una fotografía clara del punto de partida.

El DAFO contemplará 4 aspectos importantes de tu situación inicial:

D de debilidades. La debilidades son todas aquellas limitaciones, bloqueos, miedos u otros impedimentos presentes que te bloquean y limitan y no te dejan avanzar. Son puntos débiles que restan logro a tus metas. Es importante que te tomes consciencia de estas debilidades antes de empezar a diseñar y ejecutar tu plan de acción, para así, poder tomar acciones correctoras al respecto y adaptar estas acciones a tu propio plan de acción.

A de Amenazas. Las amenazas al igual que en las debilidades son todas aquellas limitaciones, bloqueos, miedos u otros impedimentos pero en este caso son futuros. Es decir, esta amenazas todavía no están pero hay probabilidad de que aparezcan. Es por ello, que tu plan de acción deberá contemplar acciones para evitar que éstas se produzcan.

F de Fortalezas. Es importante que tomes consciencia de todos aquellos recursos que ya dispones y que te harán llegar de manera más eficiente a tu meta. Dentro de las fortalezas deberás contemplar todos tus talentos, capacidades, experiencias, conocimientos, red de contactos, etc. que puedan ayudarte a conseguir tu objetivo. El plan de acción lo deberás diseñar tomando como base todos estos recursos. Además todos ellos te ayudarán a minimizar el impacto del las amenazas y debilidades que contemples.

O De oportunidades. Las oportunidades. Las oportunidades son todos aquellos recursos, competencias, capacidades, experiencias, etc. que necesitarás o será interesante tenerlo para conseguir tus objetivos y que todavía no tienes. Además las oportunidades contemplan todas aquellas situación favorables que todavía no se han producido pero que intuyes o espera que se produzcan una vez que hayas empezar a avanzar en tu camino.

Para ayudarte a diseñar tu DAFO quiero ofrecerte una pautas que te ayudarán a ello de una manera mas fácil.

 Para detectar debilidades puede ayudarte el contestar estas preguntas.

– ¿Qué te impide conseguir tu objetivo?

– ¿Qué limitaciones encuentras que puedan impedir llegar a tu objetivo?

– ¿A qué temes?

– ¿Qué te bloquea?

– ¿Qué te impide avanzar?

– ¿Qué dificulta tu camino?

– ¿Qué barreras internas te lo impiden?

Para detectar amenazas sería interesante contestar estas otras preguntas. Fijáte que ahora le damos una proyección a futuro:

– ¿Qué te impedirá conseguir tu objetivo?

– ¿Qué limitaciones encontrarás que puedan impedir llegar a tu objetivo?

– ¿A qué puedes temer?

– ¿Qué puedes aparecer en tu camino que te impedirá avanzar?

Fortalezas. Es importante que esta lista la hagas lo más amplia posible. Estas preguntas te ayudarán a dar forma a esta lista. Trabaja para que sea de al menos 20 ítems.

– ¿Qué recursos tienes que te ayudarán a conseguir el objetivo?

– ¿Qué conocimientos tienes con respecto a tu objetivo?

– ¿Qué experiencias vividas te pueden ayudar en este nuevo objetivo?¿en qué te pueden ayudar?

– ¿Qué capacidades tienes?

– ¿Quién te puede ayudar a conseguir el objetivo?¿De qué forma lo hará?

Con respecto a identificar talentos:

– ¿Qué cosas se te daban bien de pequeño?

– ¿Qué cosas o actividades se te dan bien?

– Cuando trabajas en equipo ¿qué cosas te reconoce la gente que haces bien?

– ¿Con qué disfrutas?¿Con qué actividades se te pasan las horas volando?

– Qué haces de forma fácil

Ahora para enriquecer un poco más la lista, recuerda alguna cosa que hayas hecho de la cual te sientas especialmente orgulloso/a. Piensa que talentos, capacidades y conocimientos tuyos utilizaste para llevar a buen puerto el proyecto. Añade todo esto a tu lista de Fortalezas.

Pregunta a tus padres y educadores que se te daba especialmente bien de pequeño. Eso también añádelo a tu lista.

Es importante que esta lista sea grande y que tomes consciencia de cuantos recursos dispones en el punto de partida. Esto te ayudará a subir tu autoestima y poder acometer tu plan de acción con un estado emocional positivo y de poder

Oportunidades. Para detectar oportunidades puede ayudarte el contestar a estas preguntas:

– ¿Qué no tienes ahora que necesitas tener para conseguir el objetivo?

– ¿Qué recursos necesitas?

– ¿Qué información te falta?

– ¿Qué conocimiento te falta?

– ¿Qué capacidad debes de adquirir para conseguir el objetivo?

– ¿A quién tendrás que conocer?

– ¿Qué te falta para alcanzar tu reto?

– ¿Qué ganas si consigues el objetivo?

Espero que esta guía te ayude a poder elaborar tu DAFO tanto personal como profesional y con ello puedas enriquecer tu plan de acción. Seguro que aumentarás tus probabilidades de éxito. Por otra parte, y para complementar el análisis DAFO, deberás realizar un análisis CAME. Mediante esta herramienta serás capaz de trasladar el análisis DAFO a un plan de acción específico.

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: informate

Liderazgo management

Liderazgo management, un líder es alguien quien tiene una ”Visión“, un proyecto. El liderazgo, es el arte de ”Ver“, de anticipar, y también de insuflar ideal, sueño, sentido, ganas y consecuentemente motivación, una energía dedicada al progreso federando a los que tienen la misma meta.

Un manager es el que organiza, gestiona el día a día ,… El Management, es el arte de tener soluciones para concretar el proyecto.

Dentro de una empresa, estos dos aspectos son complementarios e indispensables.

Sin liderazgo, no hay sentido, no hay proyecto,…. es la rutina, inmovilidad que prefigura el fin.

Sin Management, no hay gestión del día a día, no hay progreso hacia el proyecto común,… es frustración, desengaño, y finalmente, aquí también, inmovilidad que prefigura el fin.

¿Es Usted un manager ó un líder en SU actividad profesional?

¿Es Usted un manager ó un líder en SU vida?

¿En que categoría está?

¿Tiene las capacidades?

¿Cuál es el estatuto que debería tener?

¿Cuál es la categoría en la cuál sería más competente?

¿Que desea realmente?

No importa que tenga una preferencia ó una predisposición para el liderazgo ó el Management, lo que es importante, es que este tome consciencia y que pueda, así, sacar provecho de este conocimiento para gestionar su eficacia en las mejores condiciones .

Y lo primero que debemos hacer es aclarar la situación con el proceso de Coaching.

Aclarando su “talento natural”, podremos determinar cuales son sus ejes de progreso según lo que debe ser, no solamente según el entorno, sino para lo que USTED desea cumplir.

A partir de aquí, desarrollaremos conjuntamente las características del Manager y/ó del Líder adaptadas a SUS necesidades, y según SU contexto.

Con esta alineación, Usted alcanzará más rápidamente, más eficazmente y de manera duradera SU objetivo, desarrollando así mismo su autonomía.

«En primer lugar convéncete a ti mismo lo que quisieras ser, luego haz lo que debes hacer » (Epicteto)

¿Necesita Liderazgo ó Management para acertar? ¿Quizás los dos? ¿Que le parece?

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: infórmate

Gestión del tiempo

Gestión del tiempo, el tiempo es inflexible, pasa y no se detiene, aunque a veces tengamos la sensación de todo lo contrario. El tiempo es el bien más valioso que tenemos. Pasamos la mayor parte de nuestro tiempo dedicados a muchos problemas relativamente secundarios en lugar de concentrarnos en pocas actividades, pero de vital importancia. Un coach le ayudará a gestionar y a rentabilizar su tiempo.

La Ley de Pareto sobre el tiempo, fijada por el economista italiano Vilfredo Pareto, que formuló realizando investigaciones estadísticas dice que:

– El 20% de la entrevista proporciona el 80% de las conclusiones.
– El 20% del trabajo de mesa posibilita el 80% del éxito en el trabajo total.
– El 20% de nuestro tiempo contribuye al 80% de los resultados.
– El resto suelen ser imprevistos, urgencias, interrupciones, correcciones, etc.

tiempo

Esta ley puede aplicarse para conocer lo que da resultado en la empresa y para decidir correctamente qué hacer en primer lugar, con el objetivo centrado en las tareas de mayor rentabilidad.

La mayor parte del tiempo y de la energía se malgastan porque faltan objetivos, planificación, prioridades y visiones de conjunto.

Una perfecta gestión del tiempo nos abrirá caminos para:

– Obtener una mejor panorámica de las actividades y prioridades.
– Tener más tiempo libre para la creatividad.
– Dominar, reducir y evitar el estrés.
– Tener más tiempo libre.
– Alcanzar consecuente y sistemáticamente los objetivos propuestos.

La capacidad para gestionar bien el tiempo es una habilidad que las empresas valoran cada vez más en sus trabajadores, ya que este factor mejora la productividad y la competitividad de la organización.

Los “ladrones del tiempo” son: las interrupciones, el mal uso del teléfono, reuniones no previstas, dejar las cosas para después, desorden y burocracia, comunicación ineficaz, el mal uso del correo electrónico, la escasa disciplina personal.

Así, gestión del tiempo es cualquier sistema para controlar el tiempo de la forma más eficiente posible. Estableciendo un sistema de control del tiempo en el quehacer diario es posible aprender a identificar y eliminar los factores que  hacen perder el tiempo y desarrollar su control con eficacia.

Para gestionar bien el tiempo se pueden aplicar una serie de principios básicos:

– Planificar por adelantado.
– Hacer y seguir una lista de prioridades: tareas importantes y urgentes, tareas importantes, tareas urgentes y tareas minucia.
– Agrupar las tareas según las capacidades requeridas.
– Programar actividades de descanso.
– Prometer menos y cumplir más.
– Hacer un seguimiento de los procesos.
– Delegar todo lo que se pueda.
– Establecer parámetros para decir “no”
– Tener en cuenta la curva del rendimiento.

La Agenda, programa diario o conjunto de acciones previstas para el día, es una excelente forma de recordar, flexibilizar o priorizar los objetivos laborales. La principal dificultad con la que nos encontramos es su alteración por imprevistos que  surgen.

Como sugerencias se ofrecen las siguientes:

– Anotar en primer lugar las fechas ya comprometidas para entrevistas, citas o reuniones.
– Señalar las tareas con fechas/horas límite establecidas previamente.
– Reservar espacios temporales para asuntos con fechas límite.
– Anotar el resto de cuestiones que se consideren importantes a las que tengamos que dedicarles tiempo.

Su Coach le planteará las siguientes preguntas:

– ¿Cómo resuelve cumplir con todo lo que quiere o necesita hacer a diario a lo largo del día, va pasando tranquilamente de una actividad a la siguiente?
– ¿Cómo determina cuánto tiempo le llevará una actividad?
– ¿Escribe una lista de los asuntos que debe resolver en el día?
– ¿Cómo establece prioridades?
– ¿Sabe decir ”no?”
– ¿Cómo es ahora mismo un día normal de trabajo?
– ¿Cuántas cosas intenta hacer en una sola jornada?
– ¿Es realista al respecto?
– ¿Qué actividades de su trabajo, son prioritarias?
– ¿Cómo puede saber qué actividades son prioritarias?
– ¿Qué necesita que ocurra para que determinadas actividades no acaben en la lista de cosas urgentes o importantes?
– ¿Qué le gusta más hacer de todos los asuntos que son de su competencia?
– ¿Sabe delegar?
– ¿Es capaz de darse a Ud. mismo el apoyo que necesita?
– ¿Qué va a hacer para alcanzar su objetivo? ¿Cuándo, dónde y cómo?

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: informate

Gestión de las emociones

Gestión de las emociones, presento a groso modo, una breve presentación de las etapas por las que pasamos cuando realizamos un proceso de gestión emocional (independiente de la emoción que estamos experimentando: se puede aplicar tanto a emociones menos amables como la tristeza o la ira, como a otras que nos suelen gustar más, como el amor o la alegría):

taller ingeligencia emocional

1. Experimentación: se produce en el momento en el que la emoción nos sobreviene, independientemente de cuál sea el catalizador que la ha desencadenado. Cuando gestionamos la emoción, en lugar de controlarla, permitimos el paso a la segunda etapa.

En las ocasiones en que la reprimimos nuestras emociones es posible que aparezca una emoción sustitutiva o que nos “desconectemos” de nuestro cuerpo por algún medio. Si cortamos la conexión con la emoción es posible que esta regrese más adelante con mayor intensidad (el cerebro interpreta que no envió una señal lo suficientemente poderosa como para hacernos tomar conciencia de lo que nos pasa). En ocasiones, también puede desencadenar en diversas patologías el exceso de control o represión corporal-emocional.

2. Estado de flujo:es el paso al que llegamos si permitimos que le emoción se exprese y desencadene. Suele incluir reacciones fisiológicas. Implica un proceso de inmersión. Por ejemplo, cuando sentimos ira se nos acelera el pulso, sentimos calor y/o ganas de gritar, entre otros síntomas medibles. Este estado se mantiene con mayor o menor intensidad hasta la finalización del proceso. No obstante, una toma de conciencia puede requerir, a menudo, varios episodios para llegar a una resolución: depende de varios factores, pero el principal es la experiencia en gestión emocional que tengamos. ¿Quién no ha tenido emociones recurrentes?

3. Observación: la observación se produce en el momento en el que metafóricamente damos un paso atrás y observamos qué nos está pasando. Una falsa creencia, aunque muy habitual, es que para poder comprendernos a nosotros mismos es necesario desvincularnos de la emoción y “mantener la cabeza fría”. Por lo general, muchas personas creen que llegan a esta etapa a través de la represión. Sin embargo, es necesario estar conectados con la emoción y contemplarla al mismo tiempo. Es frecuente que en este estado los síntomas que inicialmente sobrevinieron pierdan cierta intensidad, pero para observar sin juicio es necesario estar en conexión con lo que sentimos, no con lo que “creemos haber sentido”. Simplemente, se trata de no desactivar el interruptor. Un ejercicio frecuente para practicar esto es imaginarnos que alguien cercano (puedes ser tú mismo) está a tu lado y te observa. La respiración profunda y la relajación suele ser un mecanismo que también favorece acceder a esta etapa de gestión emocional.

4. Toma de conciencia:no tienes que hacer nada para llegar a este paso del proceso. Si te observas con paciencia (y sin presiones), muchas veces durante varios episodios (o a través del recuerdo de los mismos), las respuestas llegan solas. Necesitamos experimentar las emociones para comprender.

A veces nos damos cuenta de que detrás de la emoción que sentimos hay otra que estaba reprimida: es sorprendente la cantidad de emociones sustitutivas que podemos llegar a experimentar. Y no sólo se trata de emociones sustitutivas: hay procesos en la vida con un intenso impacto en nosotros (por ejemplo, los duelos)que requieren la asimilación de diferentes emociones, no sustitutivas, sino necesarias por la importancia que el mensaje tiene para nosotros. Si este es tu caso, quizá tengas que gestionar desde el inicio la nueva emoción, pero no olvides felicitarte por tu toma de conciencia.

5. Integración:cuando hacemos una toma de conciencia, es decir, nos damos cuenta del mensaje que nos quería transmitir nuestro cerebro a través de una emoción, aprendemos cosas sobre nosotros. Pues bien, no sólo se trata de comprender, sino de aprehender, de integrarlo en nuestra identidad y esto puede llevar un tiempo.

6. Adaptación: es el periodo que transcurre desde que integramos en nuestra identidad una nueva información sobre nosotros mismos, una vez termina la etapa de integración,hasta que nuestro organismo se sintoniza con nuestra realidad cotidiana. Cuando hacemos esto, es posible que de forma residual sigamos experimentando las emociones antiguas con menor intensidad. El cuerpo comprende, pero su respuesta no es automática.

7. Equilibrio: este es el estado en el que te sientes en paz contigo mismo con respecto a la emoción que has experimentado. Si miras atrás, te sientes cómodo con el aprendizaje que te reportó la experiencia. Cuanto más equilibrado te encuentres, más sencillo será la gestión de futuras emociones.

Facilitadores

Cuando elaboramos un proceso de gestión emocional, podemos ayudarnos con diferentes técnicas facilitadoras. Algunas de las que yo conozco podéis encontrarlas en manuales de PNL (programación neurolingüística) o EFT (emotional freedom technique), así como en técnicas psicológicas como la hipnosis o técnicas orientales como la meditación, la acupuntura o el reiki (estoy segura de que hay muchísimas más técnicas).

Además de las técnicas, también puedes recurrir a profesionales, como un coach o a un terapeuta para que te ayude. Todo aquello que te facilite el proceso puede ser beneficioso, sólo debes tener en cuenta dos cosas:

1. Si eliges recurrir a algún tipo de ayuda, ya sea a través de técnicas o profesionales, hazlo por ti mismo. Si decides emplear una técnica en la que no crees o el apoyo de un profesional que no te despierta confianza, es difícil que te sirva de ayuda.

2.La gestión emocional es un proceso natural al que podemos acceder por nosotros mismos (si estamos sanos).De hecho, aunque frecuente, lo antinatural es la represión o el control de la emociones. El cuerpo tiende por naturaleza al equilibrio así que, posiblemente, solo con relajarte ya te estarás aproximando a tu objetivo.

Si quieres mejorar algún ámbito de tu vida: informate